Medios de pago: conoce todas las opciones para tu negocio online

medios de pago online

Comercios | 20/05/2015

Conoce toda los medios de pago online disponibles para tu e-commerce. Entra en BBVA Con tu empresa y conoce toda la actualidad del mundo empresarial.
Conoce los pros y contras de los principales medios de pago para tu tienda online
  • Compartir frase en
  • Google+
  • LinkedIn

Una de las decisiones claves que deben tomar los servicios de comercio electrónico es la de elegir los medios de pago que pondrán a disposición de sus clientes.

El resultado de la selección tendrá un impacto importante sobre el resultado del negocio, por lo que los medios de pago disponibles en la tienda online deben elegirse prestando la máxima atención.

Medios de pago para una tienda online

TPV online para pago con tarjeta de crédito y débito

El TPV online es el medio de pago más común en cualquier servicio de comercio electrónico. Hoy en día, la tecnología de las pasarelas para pago con tarjeta y los sitios de comercio electrónico están suficientemente maduras como para permitir una integración relativamente sencilla, así como para que desde el negocio se puedan configurar parámetros de uso y seguridad.

Lo mejor de esta opción es que es universal, sirve para cualquier persona que disponga de una tarjeta bancaria de cualquier entidad del mundo. Lo peor es que exige un conocimiento profundo del sistema de pago para poder aplicar una configuración razonable, que no impida ventas legítimas por un exceso de celo con la seguridad y que al mismo tiempo bloquee cualquier intento de fraude.

PayPal

PayPal es una alternativa al pago directo con tarjeta bancaria, ofreciendo servicios de intermediación en el pago a clientes de tiendas online, al añadir una capa extra de confianza en forma de servicio de protección de pagos y datos. Algunas personas prefieren la opción de pagar a través de PayPal, en lugar de hacerlo directamente con la tarjeta y esta situación no está de más tenerla en cuenta a la hora de decidir los sistemas de pago.

PayPal es un estándar de los pagos online y resulta sencillo implementarlo en cualquier tienda online con tecnología actual, aunque su punto negativo está en el alto coste de las comisiones que aplica por cada transacción (0,35 € fijos más un variable del 3,4 %).

Pago vía transferencia

Los pagos vía transferencia son otra opción que se plantea en algunos sitios de comercio electrónico. La principal ventaja es que permite al comercio recibir los fondos antes de enviar la mercancía o poner en marcha el servicio, pero a costa de ser un procedimiento de pago menos ágil y que exige una alta confianza del comprador, que va a entregar su dinero sin haber recibido nada. Resulta ideal en operaciones de riesgo, que requieren un “show me the money” previo a la entrega de la mercancía.

Esta falta de agilidad y la necesidad de generar confianza hacen que mucha gente opte por elegir otros sistemas de pago, cuando están disponibles. Además, hay que tener en cuenta la dificultad que puede entrañar cuadrar los pagos con los pedidos, al ser procesos que transcurren desconectados y que no siempre los clientes identifican bien los pagos realizados, lo que puede provocar demoras en las entregas.

Pago contra reembolso

El pago contra reembolso es un clásico del comercio a distancia. Es una opción que da confianza al cliente porque le permite pagar en el momento de recibir la mercancía. Resulta ideal en el caso de pedidos que tardan un tiempo largo en ser entregados al cliente,para animarle a comprar y evitar que desconfíe o que se preocupe en exceso si su producto tarda más que el estándar en llegar a su domicilio.

Por el contrario, el pago contra reembolso tiene como punto negativo el coste de cada devolución, que genera gastos de ida y vuelta que difícilmente se pueden repercutir al cliente en la práctica. Además, los costes operativos son mayores que el de otra opciones, como el pago con tarjeta.

Domiciliaciones para pagos recurrentes o pagos aplazados

Las domiciliaciones de recibos son otra posibilidad para el pago en un comercio online, que vienen bien en el caso de pagos por servicios o pedidos recurrentes. Requiere la autorización de la domiciliación por parte del cliente y resulta cómodo para no tener que presentarle al cliente la opción de “pagar” cada mes, lo que ayuda a recibir más ingresos.

El mayor inconveniente está en el riesgo de devolución de un recibo ya pagado cuando la mercancía haya sido entregada o el servicio fuera prestado.

Pagos con monedas alternativas

Hay empresas que se están animando a implantar sistemas de pago basados en monedas alternativas, como es el caso del pago con bitcoins. Salvo casos muy paticulares, a pocos comercios les puede interesar implantar este tipo de pagos en su negocio, dada la gran volatilidad de algunas de estas monedas y por el hecho de que están basadas en tecnología que no está lo suficientemente madura como para que merezca la pena.

Estrategia para seleccionar los medios de pago para una tienda online

Tan importante como elegir bien los medios de pago para una tienda online, es la estrategia para implementarlos. En la fase inicial del negocio puede tener sentido la estrategia de ir de menos a más, con la idea de salir con unas pocas opciones de pago e incorporar más adelante otras que vayan pidiendo los clientes y se vea que merece la pena implantar. Esto ayudará a tener bajo control los sistemas de pago y facturación, ajustando el gasto innecesario en parametrización y desarrollo de plataformas que no son usadas por los clientes.

Además, también es importante ir poco a poco para poder entender bien el negocio, cómo pagan los clientes y evitar riesgos de fallos de seguridad por desconocimiento de alguna plataforma de pago, evitando que se pueda descontrolar alguna que es poco usada o tener que controlar demasiadas opciones y que muchas de ellas no aporten valor.

Todo lo que sea implementar un medio de pago que no usen los clientes es un sobrecoste innecesario, un despilfarro, que consume recursos del negocio. Poner muchos medios de pago no es la solución, sino que el óptimo está en acertar con los que demandan los clientes y para ello la mejor opción es preguntarles directamente con qué sistema de pago se sentirían más cómodos, sobre todo a los que abandonan el carrito justo en el momento de pagar.


ctawf3_post_step1

En BBVA con tu Empresa | En el comercio electrónico, cuantos más medios de pago mejor

Imagen | Jarmoluk